La sonrisa de Marina cierra una Ofrenda con récord de asistencia

Como es tradición año tras año, la plaza de la Reina se llenó el pasado 18 de marzo de centenares de visitantes y falleros que entregaron su ramo a la Mare de Déu dels Desamparats, también conocida como la Geperudeta, en uno de los actos más emocionantes de las Fallas 2019. Este año se ha batido el récord de asistencia, ya que cerca de 109.000 falleros desfilaron por las calles de València durante uno de los dos días de ofrenda.
 
Falleros y falleras de todas las edades y comisiones llegaban a la plaza con mucha emoción y lágrimas en los ojos para pedirle centenares de deseos. Pero la mirada y los aplausos de los asistentes estuvieron dedicados para la Fallera Mayor de València, Marina Civera, y su Corte de Honor, quienes entraron las últimas, sobre la una de la madrugada, a la plaza con mucha emoción y una gran sonrisa para entregarle su ramo a la Geperudeta.
 
Ellas fueron las encargadas de finalizar la confección del manto de la Mare de Déu dels Desamparats que estuvo marcada por el color blanco y algunos detalles en rojo. De esta manera, los asistentes recibieron con un gran aplauso a las máximas representantes del mundo fallero, que se mostraban más que emocionadas en uno de los días más importantes para el mundo fallera y que quedará por siempre marcado en su retina.
 
Pero antes de su llegada desfilaron las cinco últimas máximas representantes del mundo de la fiesta fallera, las máximas representantes de las fiestas de Castellón y Alicante y algunos miembros de Junta Central Fallera. Una vez finalizada la Ofrenda, la Fallera Mayor de València y su Corte de Honor acudieron a la Basílica al ritmo de los diferentes himnos. 📸 J.C.F. 

Deja un comentario

Tu email nunca se publicará.